Tras su presentación en un show ecuestre en el estado de Chiapas,

José Manuel Figueroa sufre de un clásico accidente de las presentaciones de palenques,

pues sufrir una caída de un caballo le ha sucedido a casi la

mayoría de los máximos exponentes de la música regional mexicana.

En esta ocasión fue al hijo del gran “Rey del Jaripeo”, José Manuel Figueroa,

quien también sufrió lo que a su padre Joan Sebastián le sucedía muy seguido en sus shows ecuestres,

pues lo que era una gran presentación para José termino en una peligrosa caída de su caballo

donde quedo con fuertes golpes en su cuerpo y profundas heridas en el rostro que se ve

completamente destrozado por el pavimento donde

resbalo su caída provocando un accidente al cantante.

Quien ahora ya se encuentra en recuperación por su accidente y

agradece a su público por la preocupación acerca de su salud en sus redes sociales